El coronavirus mantiene en vilo a los mercados
El virus afectará a la segunda mayor economía del mundo.

LA EPIDEMIA desatada en la provincia china de Wuhan en diciembre de 2019 afectó a los mercados y al petróleo (con caídas de más de 2% a fines de enero), a las monedas y a las empresas.

British Airways, Iberia, United Airlines y Air Seoul, entre otras líneas aéreas, suspendieron vuelos a China.

China, con miles de infectados y millones de personas en cuarentena parcial o total, se ha llevado la peor parte. Los economistas vaticinan que el PIB de ese país podría caer, al menos, el primer trimestre del año. Hasta el último trimestre de 2019, la economía asiática crecía a un ritmo de 6% anual. “Si los legisladores y autoridades sanitarias no pueden limitar la diseminación del virus, -2% (a tasa anual) podría ser optimista”, considera Dave Lafferty, jefe de Mercados de Natixis IM.

Disney cerró sus parques, mientras que Starbucks, KFC, Pizza Hut, McDonald’s, H&M y las tiendas de Inditex bajaron sus cortinas en el país asiático. Honda, Facebook y embajadas sacaron a sus trabajadores.

Paul Donovan, economista en jefe de UBS Global Wealth Management señala tres indicadores a los cuáles hay que ponerles atención: las ventas en línea de los chinos, la difusión de la información y la demanda de la manufactura china.

“Vemos al corona-virus con un breve y modesto impacto al crecimiento global”, decía Lafferty en un reporte el 31 de enero.

Read full issue

Fortune en español - MARZO 2020

Ver la revista

MARZO 2020